México ¿Cómo vamos?
Expertos
Conoce a nuestros expertos
Los expertos opinan
 
25 de Enero del 2016
En su opinión, de las siguientes opciones ¿cuál representa el principal riesgo para la economía mexicana durante el 2016?
El incremento de la deuda pública
5
Los bajos precios del petróleo
8
Una lenta recuperación de la economía estadounidense
10
La informalidad y su impacto en productividad
2
 
Isaac Katz
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Con el consumo interno creciendo poco y la negativa contribución de la inversión pública al PIB, si la economía de EUA crece poco, ello influirá negativamente, vía menor crecimiento de las exportaciones, sobre el crecimiento de México.
Obviamente no se pueden descargar las otras.
Viridiana Rios
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - La mayor parte del crecimiento que México ha tenido en los últimos años se ha explicado por sus estados exportadores, particularmente aquellos especializados en manufactura. Una economía estadounidense lenta reduciría nuestra capacidad exportadora y con ello, uno de nuestros principales motores de crecimiento.
El precio del petróleo, bajo como está, es en una forma de bendición para nuestra economía ya que nos obliga a diversificarnos.
Félix Vélez Fernández Varela
Opinión
Los bajos precios del petróleo - El bajo precio del petróleo incide sobre la deuda pública y el tipo de cambio. El otro riesgo, sin duda, es que siga el peso en caída libre.
Magdalena Barba
Opinión
El incremento de la deuda pública - Si no se controla crea problemas inflacionarios importantes y con su repercusión en el crecimiento.
Alejandro Villagómez
Economista
Opinión
Los bajos precios del petróleo - Es un factor que impacta (o ha estado impactando) en lo inmediato de forma directa e indirecta a la economía. Agregaría el factor China.
Juan Ignacio Gil - Antón
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Dadas las circunstancias de nuestra economía en el corto plazo, 2016, el comportamiento de la economía de EUA es la variable más importante para nuestro crecimiento, el incremento de la deuda si bien preocupa su impacto no es tan de corto plazo y con la informalidad hemos vivido mucho tiempo así que tampoco me parece que haga diferencia en este año.
Preocupa de manera adicional el ejercicio del gasto público, ha disminuido el gasto dirigido a inversión pública por varios años y aumentado el gasto corriente. Además, el retraso de los gobiernos federal y estatales para pagar a proveedores está generando cierres de empresas, despidos y demás. estos dos factores ayudarían al crecimiento en el 2016.
Jonathan Heath
Analista y Conferencista sobre la Economía Mexicana
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense
Manuel Molano
Opinión
La informalidad y su impacto en productividad
Valeria Moy
Opinión
La informalidad y su impacto en productividad - La informalidad es uno de los grandes lastres para el país. Si bien las otras 3 opciones son graves problemas de la economía nacional, el cuarto, en mi opinión, es uno de los más difíciles de resolver.
La informalidad cuesta no solo en impuestos no recaudados, sino en productividad. Por su naturaleza, el sector informal tiene menos acceso a crédito, a tasas más altas.
Se calcula que el 57% de la población ocupada lo está en el sector informal, y que el 23% de la producción proviene de la informalidad.
Arturo Fernández
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Por el grado de integración de la economía mexicana a la estadounidense; 80% de las exportaciones mexicanas van a los EUA y ellas representan 30% del PIB.
Un riesgo mayor : Una recession en los EUA, aunque improbable, es possible.
César Octavio Vargas Téllez
Opinión
Los bajos precios del petróleo - Todavía una parte importante del Presupuesto Público provienen de los impuestos generados por ventas de petroleo. Eso hace muy vulnerable a la economía y por ello explica el aumento de la deuda publica y falta de confianza en la moneda mexicana. Es importante una reforma fiscal amplia que aumente la presión fiscal al menos al doble de la que se tiene actualmente, acompañado por una revisión del gasto.
Jorge Suárez Vélez
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Entre esas opciones, creo que el incremento en la deuda pública no es EL problema de 2016, como tampoco lo es la informalidad y falta productividad que desde hace rato nos aqueja. La baja en los precios del petróleo puede ser una \"bendición disfrazada\", forzándonos a hacer una reforma fiscal real, a racionalizar el gasto público, y a hacer recortes profundos en Pemex. Si no es en medio de este entorno, no sé cuándo.
Pero, se ha asumido que Estados Unidos seguirá creciendo a tasas de 2.5% a 3%, que la industria automotriz tendrá otro buen año y que las manufacturas estadounidenses se defenderán, a pesar de la debilidad de la demanda internacional. Creo que lo que no se está considerando es la posible contracción en la demanda interna como consecuencia de un efecto riqueza negativo proveniente de una bolsa débil o a la baja, de mercados de bonos con poco espacio para alza, mercados de bonos chatarra a la baja, y en el extremo, un posible ajuste en el mercado inmobiliario.
José Merino
Profesor
Opinión
Los bajos precios del petróleo - La razón por la que representa un riesgo es, evidentemente, gasto público. En 2014 el petróleo representá alrededor del 32% de los ingresos fiscales del gobierno mexicano.
Para 2016 se estimá el precio por barril en 50 dólares (hoy está por debajo de los $22).
Esto implica una caída importantísima en una fuente central de ingresos públicos y por tanto, un ajuste de similar magnitud en gasto (y/o un crecimiento en deuda), que inevitablemente impactará a sectores económicos vinculados al gasto público.
Es sin duda un riesgo para el crecimiento en 2016, pero es también una oportunidad.
Implicará¡ un mayo peso relativo para sectores no energéticos en el PIB y para impuestos en ingresos públicos.
Lo primero implica una ruta de crecimiento más sostenible y productiva; lo segundo, quizás, una relación
Jorge Basave
Opinión
Los bajos precios del petróleo - Evidentemente que todos los aspectos listados representan un riesgo importante. Sin embargo la deuda pública no representa el riesgo tan elevado de escenarios pasados cuando predominaba la deuda contraída en dólares; por su parte la devaluación del peso frente al dólar que vuelve más atractivas las exportaciones mexicanas a EU actúa como factor compensatorio temporal de la lenta recuperación de la economía estadounidense. Me decidí por los bajos precios del petróleo debido a que los ingresos en PEMEX se encuentran casi al nivel de sus costos de producción. La crisis financiera de la empresa y lo que esto representa para la recaudación fiscal federal que depende en alto grado de la petrolera es el problema más serio.
Luis Foncerrada
Opinión
El incremento de la deuda pública - El incremento de la deuda ha ido reduciendo los márgenes de libertad en el presupuesto de la federación. Se ha incrementado en 10 puntos del PIB en los tres años de esta administración, es similar al incremento de los 6 años de la administración anterior, en los cuales la justificación fue la crisis del 2008-9. En esta administración no ha existido una crisis y tampoco han caído realmente los ingresos públicos.
Son los altos déficit, no vistos desde la década de los 80 los que han causado este endeudamiento. Lo más grave es que la única posible justificación para un déficit -sin existir la necesidad de mayor gasto por una recesión- es el que sea para financiar inversión, y esta tiene una tasa negativa de crecimiento durante todo el periodo.
Jorge Alonso Ortiz
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Menos la deuda pública todos me parecen temas relevantes
1. A corto plazo los bajos precios del petróleo limitan la capacidad recaudadora del Estado y hacen menos atractivas las inversiones que posibilita la reciente reforma energética. No me parece un problema grave más a largo plazo ya que no creo que los precios vayan a estar tan bajos por mucho tiempo (conste que no soy un economista experto en temas energéticos)
2. Creo que la economía estadounidense se va a recuperar a una tasa satisfactoria. El último trimestre su productividad creció un 2.2%, ligeramente por encima de su hipotética senda de crecimiento balanceado. Sin embargo, las elecciones a la presidencia y la coyuntura geopolítica introducen incertidumbre que hay que tener en cuenta y de ahí mi elección en la encuesta
3. La informalidad siempre es un problema, lo fue en el 2015 y no es difícil pensar que lo seguirá siendo después de 2016
Fausto Hernandez Trillo
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Es el elemento que puede impactar de manera inmediata. La informalidad es un problema estructural que ha estado con nosotros por un largo periodo de tiempo, por lo que su impacto para solamente 2016 es el mismo de los últimos 30 años. La deuda pública y los precios de petróleo impactarán más a las finanzas públicas, y si bien impactan al crecimiento, creo que el más importante podría ser una desaceleración de la economía estadounidense si es que se cristaliza.
Gerardo de la Peña H.
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - 1) La debilidad del mercado externo
2) La inseguridad del país
Luis Sánchez Mier
Opinión
El incremento de la deuda pública -
Enrique Cárdenas Sánchez
Opinión
El incremento de la deuda pública
Rodrigo García Verdú
Economista
Opinión
Los bajos precios del petróleo
Francisco Lelo de Larrea
Opinión
Una lenta recuperación de la economía estadounidense - Una crisis internacional desatada por China y un deterioro mayor en la inseguridad en el país.
Rodolfo de la Torre García
Opinión
El incremento de la deuda pública - La deuda pública representa el principal riesgo ante el escenario económico más probable. Este último corresponde a precios del petróleo persistentemente bajos, informalidad laboral que continua frenando los avances en la productividad, y una significativa recuperación de la economía estadounidense. Este último elemento puede estar asociado a aumentos en las tasas de interés que eleven el servicio de la deuda externa de forma considerable. Lo anterior, combinado con los bajos precios del petróleo, representaría la posibilidad de nuevas reducciones al gasto público dado el compromiso de no elevar impuestos. De darse nuevos recortes habría problemas adicionales en la calidad del gasto, además de las consecuencias macroeconómicas. De no haber reducciones, la deuda pública crecería preocupantemente.
Emilio Carrillo Gamboa
Opinión
Los bajos precios del petróleo - Porque afecta al peso, a las finanzas públicas y a Pemex.
Juan Carlos Moreno-Brid
Opinión
Los bajos precios del petróleo - Las finanzas publicas siguen dependiendo de manera relevante de los ingresos petroleros. Su caída seguramente llevará al gobierno a continuar recortando la inversión pública. A ello se sume el hecho de que la baja en los precios internacionales del petróleo reduce el incentivo de los inversionista extrajeros a aprovechar la apertura petrolera instrumentada por el actual régimen como piedra central de sus programa de reformas económicas.

Queremos saber más de ti y tu opinión sobre México, ¿Cómo Vamos?

 

Escríbenos a contacto@mexicocomovamos.mx

 

Conoce aquí nuestro aviso de privacidad.