#BlogAnimalPolítico

Cuando se cayó CompraNet y se calló la transparencia

  • Durante las dos semanas que la plataforma CompraNet dejó de funcionar a finales de julio pasado, se registraron contratos asignados al hijo de Manuel Bartlett, otros con irregularidades en el sector salud y casos atípicos que acumulan un subregistro de 1,500 millones de pesos.
image
FOTO: ELIZABETH RUIZ/CUARTOSCURO.COM

CompraNet, plataforma que transparenta los contratos del gobierno federal, dejó de funcionar entre el 15 de julio y el 1 de agosto de 2022, lo cual nos dejó a la ciudadanía sin información de cómo se usó nuestro dinero en este periodo. La Secretaría de Hacienda y Crédito Público, encargada de la plataforma, informó de forma deficiente e imprecisa sobre las compras públicas realizadas durante la caída del servicio. Entre los principales hallazgos de la revisión de operaciones durante este tiempo, encontramos contratos asignados al hijo de Manuel Bartlett, otros con irregularidades en el sector salud y casos atípicos que acumulan un subregistro de 1,500 millones de pesos.

De acuerdo con una nota publicada el 23 de noviembre por Animal Político, el secretario de Hacienda fue alertado sobre las fallas en Compranet siete meses antes del colapso de la plataforma. Aunque desde 2021, la Secretaría de Hacienda documentó que esta plataforma tenía riesgos altos de fallas en el servidor y en el respaldo de la información, las instancias encargadas de su operación no impidieron esta caída.

La relevancia de CompraNet radica en que provee información pública a la ciudadanía, así como a las empresas que buscan vender sus productos y servicios al gobierno. Esta plataforma busca cerrar espacios a la corrupción en la medida en que disminuye la interacción entre el gobierno y sus proveedores, lo que impide la colusión o la simulación de competencia, además de otras irregularidades en las compras públicas. Gracias a esta plataforma, en Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) hemos tenido la posibilidad de encontrar, por ejemplo, contratos con empresas fantasma, violaciones a la ley y muchas irregularidades en el uso de nuestro dinero. Y decimos nuestro dinero porque son recursos que pertenecen a la ciudadanía. Son para las y los mexicanos.

Tras la caída el 15 de julio, el 1 de agosto se reanudó el servicio. Una vez que las autoridades fueron actualizando las compras públicas hechas en esos días, en Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad nos dimos a la tarea de revisar todos los contratos para el periodo de caída de la plataforma. Durante este periodo, el gobierno dio contratos por más de 20 millones de pesos a la empresa de León Manuel Bartlett, hijo de Manuel Bartlett, titular de la Comisión Federal de Electricidad. Estos hechos son problemáticos por dos razones diferentes. La primera es que la empresa del hijo de un funcionario público de alto nivel sea un proveedor del gobierno representa un posible conflicto de interés. Por si fuera poco, esta empresa fue inhabilitada por la Secretaría de la Función Pública por sobrecostos en contratos e irregularidades, tales como dar información falsa al vender ventiladores al sector salud durante el primer año de la pandemia por Covid-19. Las implicaciones de esta irregularidad son claras. Las unidades compradoras del gobierno comprometieron nuestro dinero en empresas que han incumplido en años anteriores con el sector salud. Definitivamente, el gobierno no debería arriesgar recursos públicos cuando hablamos de la salud de la ciudadanía mexicana.

Pero ese no es el único caso sospechoso en la adquisición de equipo médico este año. Para el tercer trimestre de 2022, encontramos contratos con una empresa del sector salud que tiene tres socios: dos personas físicas y una empresa. Tanto la empresa como sus socios formaban parte de una empresa inhabilitada. Si bien la ley es ambigua sobre las responsabilidades de los socios de empresas inhabilitadas, parece ser que acudir a una segunda empresa es una forma de darle vuelta a una inhabilitación, ya que es una forma de seguir haciendo negocio con los mismos socios y el mismo giro. La Secretaría de la Función Pública, encargada de vigilar que los contratos estén apegados a la ley, tiene una tarea pendiente en analizar cómo mejorar el sistema de inhabilitaciones. Es preciso evitar estos vacíos en la ley que permiten que, aún con los mismos socios de una empresa inhabilitada, una empresa pueda recibir más de 40 millones de pesos.

También encontramos a un proveedor que obtuvo contratos por montos récord. Aunque en años anteriores había recibido contratos, estos eran por montos relativamente bajos. En 2021, tuvo 39 adjudicaciones que sumaban poco más de 7 millones. Este año, el contrato de mayor monto no había llegado a un millón de pesos pero durante el período en que la plataforma estuvo fuera de servicio, este proveedor recibió dos contratos que sumaban más de 180 millones, es decir, 25 veces el monto total que tuvo el año pasado en solo dos contratos. Si bien no es un delito o un acto de corrupción, resulta anómalo que en este tiempo obtuviera contratos por millones de pesos.

Desde la perspectiva de la transparencia pública, otro aspecto preocupante de esta caída del sistema Compranet es la falta de respuesta por parte de las autoridades. Consideramos que la respuesta de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público fue deficiente e insuficiente para dar a conocer las contrataciones públicas del gobierno federal. Inicialmente, el 28 de julio publicó Hacienda en su cuenta de Twitter que se habían hecho 214 procedimientos de licitación pública de la ley de adquisiciones por más de 14 mil millones de pesos. Esto es lo más cercano que existe a una cifra oficial; sin embargo, esta información no informa sobre los montos gastados en obra pública, en adjudicaciones directas e invitaciones restringidas. Además, los datos de los contratos ya publicados no concuerdan.

En respuesta a una solicitud de información sobre el dato exacto tanto en monto como en número de contratos durante el periodo de caída de CompraNet, Hacienda respondió que la Unidad de Política de Contrataciones Públicas era incompetente para dar esa información, a pesar de haber publicado que tenían la información del número total de procedimientos de contratación en sus redes oficiales. Esto puede significar dos cosas: que el dato que dieron inicialmente no tenga sustento debido a su falta de acceso a esa información o que, aunque tienen la información, la Secretaría respondió a la solicitud ciudadana alegando que no.

De la información que está disponible en la plataforma se encontraron 1,500 millones de pesos que no se han reportado. Este monto se obtiene de comparar la cifra inicial que dio Hacienda con la disponible en línea. Únicamente 12,517 millones de pesos fueron localizados en contratos mediante lo publicado en CompraNet. Sin un reporte preciso por parte de Hacienda sobre lo sucedido, no podemos saber qué es lo que se compró, cuáles son los huecos de información, quienes fueron los proveedores y si existen riesgos en esos contratos. Adicionalmente, de acuerdo con la nota de Animal Político, tampoco se tomaron acciones sobre los riesgos que presentaba la plataforma. El mismo Secretario de Hacienda tenía conocimiento sobre las fallas que podía tener la plataforma CompraNet y, sin embargo, no se hizo nada para evitarlas.

Tener plataformas de transparencia con información precisa y actualizada contribuye al derecho ciudadano a la información y cierra puertas a malas prácticas y riesgos de corrupción. Por eso, es nuestra responsabilidad exigir que estas plataformas sean actualizadas constantemente. Esto es particularmente importante porque nos permite llevar a cabo exigencias informadas, desde la sociedad civil, la academía y otras formas de trabajo desde la ciudadanía, para que nuestro dinero se use de manera eficiente. Es una herramienta vital para vigilar las deficiencias e irregularidades en los contratos que tiene el gobierno al gastar nuestro dinero.

Te invitamos a leer este artículo en Animal Político.

Nuestro Dinero es el portal de seguimiento de compras públicas de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad.

Renata Gómez Lameiras (@RenataGom) es Investigadora de @MXvsCORRUPCION.

Suscríbete a nuestro
newsletter

Enviamos nuestro boletín con la información económica más relevante, el análisis, los contenidos multimedia, la opinión de nuestros expertos, y más, todos los lunes.

Ver archivo