#PublicaciónMCV

El mercado laboral mexicano en el camino a niveles prepandemia

  • La población ocupada al tercer trimestre de 2021 es mayor a la registrada en el trimestre previo a la pandemia.
image
FOTO: ANDREA MURCIA /CUARTOSCURO.COM
  • En el tercer trimestre de 2021, la tasa de participación laboral nacional aumentó 0.4 puntos porcentuales respecto al trimestre anterior, al ubicarse en 59.4%; muy cerca del 59.9% registrado al primer trimestre de 2020.
    • La tasa de participación laboral de los hombres es de 76.3%, mientras que la de las mujeres es del 44.2%, una brecha de 32.1 puntos porcentuales. La tasa de participación laboral femenina en el peor momento de la pandemia descendió a 39.9%.
  • La población ocupada al tercer trimestre de 2021 es mayor a la registrada en el trimestre previo a la pandemia en 777 mil 780 personas.
    • Sin embargo, al 3T2021 la tasa de desocupación es de 4.2%. Continúa por encima de la observada en el 1T2020 (3.4%).
    • Por otro lado, la tasa de subocupación se encuentra de forma persistente en un nivel alto (12.9%), mientras que en el 1T2020 la tasa observada fue de 8.4%.
    •  La tasa de empleo informal (TIL1) también se encuentra por encima del nivel observado en el 1T2020 (55.8%), al estimarse en 56.3%. 
    • La tasa de informalidad no agropecuaria (TIL2) se colocó en 51.8%; nivel similar al observado en el 1T2020.
  • Oaxaca, Guerrero y Chiapas presentan una tasa de informalidad laboral mayor al 65% y únicamente siete entidades tienen una tasa de informalidad menor al 40% de su población ocupada. Estas son: Sonora, Aguascalientes, Baja California, Nuevo León, Baja California Sur, Coahuila y el estado con menor informalidad es Chihuahua con una tasa de 31.5%.
  • En el 3T2021, la tasa de informalidad a nivel nacional para las mujeres fue de 54.9% y de 49.5% para los hombres. 
  • En 30 entidades la tasa de informalidad laboral es mayor para las mujeres que para los hombres. Los estados donde se presentan las mayores brechas entre hombres y mujeres son Tabasco, Nuevo León y Colima.

PANORAMA DE LA INFORMALIDAD LABORAL EN MÉXICO AL 3T2021

La informalidad laboral contempla a aquellos trabajadores cuyo empleo no les proporciona un vínculo laboral reconocido ni les garantiza el cumplimiento de sus derechos laborales, los cuales incluyen el acceso a una pensión para la vejez, el cumplimiento de una jornada laboral, liquidación y vacaciones por ley, entre otras prestaciones. 

Durante el tercer trimestre de 2021, 51.8% de los trabajadores no agropecuarios de México tuvieron un empleo informal; nivel ligeramente superior al observado en el 1T2020 (previo a la pandemia), que fue de 51.7%. 

La tasa de 51.8% de informalidad laboral (no agropecuaria) se traduce en alrededor de 28.9 millones de trabajadores sin un vínculo laboral reconocido en México.

Si bien la tasa de informalidad alcanzó un nivel de 49.2% en el tercer trimestre de 2020 (en el contexto de una pérdida pronunciada de empleos informales en el país por las medidas sanitarias), la tasa ha sido mayor a 50% desde que se tiene registro, lo cual refleja la persistencia del problema en el mercado laboral mexicano.

Dada la importancia de la informalidad laboral para entender la calidad de vida en cada estado, México, ¿cómo vamos? cuenta con el #SemáforoEconómico estatal de informalidad. El cumplimiento de la meta para cada estado depende de que su tasa de informalidad laboral sea menor a la nacional y de que el cambio en su tasa haya representado un mejor desempeño que la observada en la tasa de todo el país. Para las entidades con informalidad laboral más alta a la nacional, el semáforo económico se ubica en color rojo.

Si bien la tasa de informalidad se ha mantenido relativamente estable a lo largo del tiempo, existe una disparidad regional evidente. Mientras que en estados como Oaxaca, Guerrero, Hidalgo y Tlaxcala se registraron tasas por encima del 69%, en regiones como Chihuahua, Coahuila y Baja California las tasas de informalidad son menores al 36% de su población ocupada no agropecuaria.

BRECHAS POR SEXO DE LA INFORMALIDAD LABORAL 

La informalidad es un fenómeno que afecta en mayor medida a las mujeres. En el tercer trimestre de 2021, la tasa de informalidad a nivel nacional para las mujeres fue de 54.9% y de 49.5% para los hombres. Además, en 30 entidades la tasa de informalidad laboral es mayor para las mujeres que para los hombres.

Al dividir por sexo, se observa que Chihuahua tiene la menor informalidad laboral tanto para mujeres (32.26%) como para hombres (31.01%). En esta entidad, por cada 100 hombres en un puesto informal, hay 104 mujeres. Por otro lado, Oaxaca presenta la tasa de informalidad más alta (78.2% para mujeres y 69.2% para hombres). En esa entidad, por cada 100 hombres en un puesto informal, hay 113 mujeres.

Los estados donde se presentan las mayores brechas entre hombres y mujeres son Tabasco, Nuevo León y Colima. Destacan los casos de Colima y Nuevo León, que a pesar de presentar tasas de informalidad menores al nivel nacional —de 45.7% y 36.1%, respectivamente— presentan dos de las mayores brechas entre hombres y mujeres. En Nuevo León, por cada 100 hombres en un empleo informal hay 120 mujeres.

ESCUELA DE ECONOMÍA: RELACIÓN ENTRE EL ÍNDICE DE DESARROLLO SOCIAL Y LA INFORMALIDAD

Por tercer año consecutivo, México, ¿cómo vamos? presentó el Índice de Progreso Social (IPS) 2015 – 2020, en el cual se revisa el avance en el bienestar de las personas en las 32 entidades federativas. En esta ocasión, los resultados no muestran una fotografía del año, sino una película del retroceso del progreso social en el país, comparando el progreso entre estados y también dentro de la propia entidad federativa a lo largo del tiempo.

El IPS es la primera medición holística del desempeño social de un país que es independiente de factores económicos. El Índice está basado en un rango de indicadores sociales y ambientales que capturan tres dimensiones del progreso social: Necesidades Humanas Básicas, Fundamentos del Bienestar, y Oportunidades. La dimensión Oportunidades está compuesta por variables que evalúan las posibilidades y herramientas con las que los habitantes de cada entidad cuentan para lograr un mayor desarrollo personal y profesional. La informalidad laboral forma parte de esta dimensión, ya que contar con un trabajo formal da certidumbre a los trabajadores sobre su futuro laboral, además de tener acceso a servicios de salud, seguridad social y de percibir salarios mayores a los del empleo informal.

Los trabajadores informales pueden estar empleados en negocios informales, no registrados ante las autoridades, o en negocios formales que, no obstante, no les proporcionan un vínculo laboral reconocido ante la ley.

El sureste mexicano es la región con más rezago en la dimensión oportunidades. Los datos sobre informalidad laboral al 3T2021 nos dan una idea de que la composición laboral de México y de estos estados en particular no se ha modificado en los meses de reactivación económica de 2021. Oaxaca, Guerrero y Chiapas presentan una tasa de informalidad laboral mayor al 65% y únicamente siete entidades tienen una tasa de informalidad menor al 40% de su población ocupada. Estas son: Sonora, Aguascalientes, Baja California, Nuevo León, Baja California Sur, Coahuila y el estado con menor informalidad es Chihuahua con una tasa de 31.5%. 

Políticas públicas con el objetivo de transformar la composición del mercado laboral mexicano, que a nivel nacional tiene una tasa de informalidad de 51.8% de la población ocupada, hacia un mercado predominantemente formal tendrán grandes beneficios en el bienestar de las y los mexicanos. 

Te invitamos a descargar esta publicación en PDF aquí.

Para más información revisa nuestro #SemáforoEconómico de informalidad laboral en mexicocomovamos.mx/.

Suscríbete a nuestro
newsletter

Enviamos nuestro boletín con la información económica más relevante, el análisis, los contenidos multimedia, la opinión de nuestros expertos, y más, todos los lunes.

Ver archivo